domingo, 27 de enero de 2013

Keppler-22b






El espacio es un lugar
tan vacío sin ti.
Enrique Bunbury
Cada noche busco
nuevos planetas
más allá de nuestro sistema.
Con mi pensamiento
                  atravieso
años luz de oscuridad y frío,
atravieso el tiempo y la soledad
hasta nuevos mundos
adonde apenas llega la imaginación:
desiertos sin horizonte,
               océanos de metano,
lunas rotas atravesando el insomnio,
auroras australes en noches que no acaban,
vientos pesados como continentes,
tormentas de rayos gamma
e, incluso,
lugares habitables,
y, entre todos los planetas habitables,
alguno habitado,
habitado por seres que sueñan,
y allí,
entre todos estos seres,
uno que mira al cielo
en busca de nuevos planetas.



Este poema forma parte de un libro-disco que estoy escribiendo/componiendo que se llamará La Frontera. En éste concretamente me he inclinado un poco en la ciencia-ficción.

2 comentarios:

  1. Hola, me gustaría contactar contigo,¿cómo puedo mandarte un mensaje? :)

    ResponderEliminar
  2. mándamelo aquí: atreyuvaca@hotmail.com

    ResponderEliminar